SE VENDE

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

POR 1 ANUNCIE AQUI SU COCHE

DURANTE 1 MES (particulares gratis)

PARA + INFORMACION PULSE AQUÍ

 

LIBROS RECOMENDADOS

 

 

VIDEOS RECOMENDADOS

 

Cuadro de texto:  

     
PCuadro de texto:  PUBLICIDAD

 

BERLINETTA BOXER

 

¿O Brigitte Bardot?... como la apodaban en su época. Si, ya se, la comparación es vulgar, manida y machista, y molestará a mas de una mujer y puede que incluso a alguna ministra (si lee esto, claro). Pero es una tentación… inevitable.

 

Comparar la mujer y el automóvil, su belleza, su sensualidad, su perversidad incluso, es

una tentación a la que muchos han sucumbido. Hasta el gran Jackie Stewart decía que pilotar un Formula 1 y hacer el amor eran cosas comparables, parecidas, desde el punto

de vista de las sensaciones y de… ¡la técnica!: “Conduzco mi maquina a la victoria como quien lleva a una mujer al orgasmo. Estableciendo con ella una profunda comunicación. Adivinando sus deseos. Calmando sus rebeldías. Dominándome y dominándola hasta el éxtasis final… “. Dejémoslo (¡la ministra!), pero reconozcan que es, como mínimo, muy curioso que la mas cautivadora “berlinetta” de los 70 y la mas voluptuosa “sex symbol” de

los 60 tengan las mismas iniciales: ¡BB!

Pero la femineidad de la Berlinetta Boxer termina ahí. Inmóvil, incluso muda, ya transmite una formidable impresión de fuerza, de potencia contenida, pero dispuesta a explotar, a saltar como una fiera. Recordemos que el BB solo es Ferrari por parte de ”padre”, y que

lleva también la marca distintiva, imborrable, de Pininfarina. Los carroceros son escultores

de móviles, y sus mas bellas creaciones son puras obras de arte. Como el BB, una obra

de una sublime belleza, con unas proporciones de una absoluta perfección, diseñada sin ninguna preocupación por la moda, y cuyo único objetivo es la pureza de la forma. Nada perturba la integridad serena de este volumen ancho, plano, liso, que expresa de manera evidente, pero sin ostentación, la potencia hercúlea que esconde bajo sus curvas. Nada

que amenace, nada que agreda: lo eterno nace... del ascetismo. 

 

CARACTERISTICAS 

Igualmente, cuando es noble, una mecánica no muere jamás, como el ilustre 12 cilindros Boxer del BB. Y sin embargo, que destino… Nacido en 1973 con 4,4 l. desarrollaba 380

cv. Pero, con ese rendimiento, imposible superar las normas antipolucion americanas. En 1976 la cilindrada sube a 5 l, pero la potencia… baja: 360 cv. Y, cinco años mas tarde, los

4 Weber triple cuerpo ceden el sitio a una inyección Bosh K-Jetronic que, mal adaptada a sus necesidades, le cuesta otros 20 cv.  Resultado: en 10 años el rendimiento cae de 86

a  69 cv/l, haciendo de la versión original, el 365 BB, la mas recomendable.

Este gran motor va montado, por primera vez en un Ferrari de Gran Turismo, en posición central trasera. El chasis es, como en el Daytona su antecesor, una estructura tubular, y

no cambia (afortunadamente) a lo largo de los años. Tampoco su modo de construcción, puramente artesanal: el ritmo de fabricación era de un ejemplar diario, y no bastaba para satisfacer la demanda. Las suspensiones son, naturalmente, de ruedas independientes,

con triángulos superpuestos, resortes helicoidales y barras estabilizadoras. La dirección

es de cremallera y los frenos, asistidos, de discos ventilados. Situada detrás del motor, la caja de cambios de 5 velocidades, de construcción Ferrari, esta equipada con “synchros”

ZF y con diferencial autoblocante. El embrague es monódico en seco.

 

AL VOLANTE

El BB es muy bajo: hay que deslizarse en el como en un guante, teniendo la precaución

de agachar la cabeza. La cabina esta decorada con el mejor gusto italiano, realzado con

un toque de elegancia británica. Los asientos, de tipo semi-banqueta, son muy cómodos, ventilados y revestidos, como todo el interior, de tela (de Ermenegildo Zegna) y de oloroso

cuero (Connolly). La posición al volante es excelente, y el cuadro de mandos sublime, con

el grafismo de los relojes firmado por el propio Pininfarina. En cuanto al equipamiento, es muy completo (elevalunas, aire acondicionado, cenicero, dos encendedores, stereo,…) y

la habitabilidad es mas que suficiente: hay bastante espacio detrás de los 2 asientos para depositar un abrigo o una pequeña maleta. Algo de agradecer porque el maletero, situado delante, esta en gran parte ocupado por la rueda de repuesto.

La visibilidad hacia delante es, por supuesto, magnifica. Y el sonido del motor, cuando lo arrancamos, también. Es cierto que desde el exterior (por razones legales), es un sonido extraño y poco armonioso, que nos hace añorar el mítico V12 de la marca. Pero desde el interior, tranquilícense: es simplemente... fabuloso. En la circulación urbana, las maneras

del BB son bastante civilizadas: el embrague no es duro, los frenos responden bien, y la dirección (salvo en parado, cuando hay que mover los grandes neumáticos) es dulce y el acelerador también. El pomo del cambio circula impecablemente en la muy clásica rejilla Ferrari, con una precisión y una rapidez magnificas. Y el motor es de una gran flexibilidad . Permite circular a 60 km/h en cuarta con absoluta discreción y, si es necesario, podemos acelerar sin miedo y sin reducir: responderá al instante y sin dudarlo. 

Pero estas buenas maneras no son mas que aperitivos. El BB, aunque capaz de rodar en ciudad como cualquier coche de serie, esta pensado para viajar rápido, confortablemente

y con una absoluta seguridad. Si, lo han leído bien: rápido y con total seguridad, incluso a 250 km/h. Ya estoy oyendo al ministro (o a la ministra) del ramo: “¿Como puede escribirse semejante barbaridad?”. Pues porque es, simplemente, la verdad. Porque a esa velocidad

el BB circula imperturbable, bien plantado sobre sus cuatro gruesos neumáticos y clavado

al asfalto por una carrocería estudiada en el túnel del viento…. Porque a esa velocidad, su piloto tiene entre manos un volante que responde a la menor de sus solicitaciones, porque

la potencia y el equilibrio de su sistema de frenado están a la altura de las prestaciones de

las que este coche es capaz, y porque, finalmente, dispone de la potencia necesaria para salir de una situación desesperada, si esta llegara a producirse.

Todo esto el BB lo ofrece a un nivel nunca antes alcanzado por un automóvil. El Daytona,

es verdad, lo ofrecía también. Pero en un recorrido accidentado el BB lo supera, ya que es mucho mas manejable, mas ligero, mas preciso y, por tanto, mucho mas fácil de controlar. Del subviraje en gran curva pasa, progresivamente, a ser neutro y mas tarde a sobrevirar

en los virajes cerrados. Y su motricidad... es extraordinaria. Resumiendo: es un deportivo

casi perfecto. Lo seria (sin el casi) si su suspensión consintiera menos balanceos y si con

mal firme su dirección (3 vueltas 1/4 entre topes) transmitiera aun menos reacciones. Pero bueno, tal cual el comportamiento en carretera del BB es ya absolutamente extraordinario.

Al igual que sus prestaciones: el km con salida parada se abate en poco mas de 24”, y la velocidad máxima alcanza los 280 km/h. El 12 cilindros boxer es de una disponibilidad tal,

de una tal plenitud, que tenemos la sensación, cuando apoyamos el pie en el acelerador,  

de que movemos un cuentavueltas, no un motor.

 

COMPRAR UNO
El coste de una reparación es tan alto que conviene huir como de la peste de un ejemplar con un pasado poco claro o mal mantenido. Algunas piezas son muy difíciles de encontrar (incluidos los neumáticos) y tanto una eventual reparación como el normal mantenimiento

deben ser realizados por un profesional (caro) que conozca los Ferrari.

El 365 BB es el mas recomendable por ser el primero y… el mas potente. Pero los 512 BB compensan sus caballos de menos con su mayor flexibilidad y mejores acabados. Por eso

el precio de cualquiera de ellos ronda la misma cifra: 100.000 €. Muy poco, si tenemos en cuenta que estamos comprando… un mito.

 

CONCLUSION
En la historia de Ferrari, el Daytona marca el final de una época (V12 delantero) y

el BB el comienzo de otra: motor central, 12 cilindros opuestos, abandono de los  carburadores por la inyección (512 i). Los aficionados tardaron en acostumbrarse

al sonido de su Flat-12, a su silueta maciza y aplastada, a su eficacia y su agilidad extraordinarias. Algunos incluso lo juzgaron demasiado “fácil” para ser un Ferrari. Realmente con el BB nada seria ya como “antes”. Un hito y… ¡un mito!.

 

PRODUCCION
365 BB (1973-1976) :    387 ej.

512 BB (1976-1981) :    929 ej.

512 BBi (1981-1984) : 1.007 ej.
TOTAL :                       2.323 ej.

 

Texto: JR                                                                   VIDEO                                            

 

 

 

 

Cuadro de texto:  

     
PCuadro de texto:  PUBLICIDAD

 

BIEN

Mito

Prestaciones

Línea escultural

Chasis deportivo

Motor (por fin) central

Motor (siempre) “Ferrari”

 

MAL

Dirección dura

Maletero ridículo

Mantenimiento costoso

 

© www.clasicosydeportivos.es 

 

FERRARI

BB
(1973 - 1984)

 

FERRARI 365 BB

MOTOR

Tipo: F12 Central trasero

Cilindrada: 4390 cm3

Potencia: 380 cv a 7200 rpm

Par: 44 mkg a 3900 rpm

Transmisión: Trasera 5 velocidades

CHASIS

Dirección: Cremallera

Suspensión D/T: Independiente

Frenos D/T: Disco

Neumáticos D/T: 215/70 VR 15

DIMENSIONES

Largo-Ancho-Alto: 4,36-1,80-1,12 m

Peso: 1450 kg

Peso/Potencia: 3,81 kg/cv

PRESTACIONES

Velocidad máxima: 285 km/h

0-1000 m: 24”5

PRECIO

100.000   (08/12/2008)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El interior, muy sobrio y  deportivo, revestido de cuero (Connoly) o tela (Ermenegildo Zegna).

 

 

 

 

 

 

 

El frontal con  faros escamoteables y la trasera con los caracteristicos pilotos circulares. 6 en el 365 y 4 en los 512.

 

 

 

 

 

 

 

Velocímetro graduado hasta 330 km/h y cuentavueltas hasta 10.000 rpm. Una propuesta simplemente irresistible.

 

 

 

 

 

 

 

 

El BB era, sin discusión, el mejor Gran Turismo de su época, digno sucesor del Daytona y con motor ¡central!

 

 

 

 

 

 

 

Tras nosotros viaja exclusivamente el motor. !Y que motor!. Flat 12, 4,4 l. , 380 cv. y 44 mkg a 3900 rpm. ¡Ferrari!

 

 

 

 

 

 

 

Bajo el capo delantero la rueda de repuesto (perfil estrecho, valida solo hasta 150 km/h) y… pocas maletas.

 

 

 

 

 

 

 

Una línea muy pura debida al lápiz de Pininfarina sin olvidar las exigencias de la aerodinámica. Insuperable.

 

 

 

Cuadro de texto:  
P

 

 

 PUBLICIDAD

 

Cuadro de texto:               INICIO                        GUIA                        REPORTAJES                        ENLACES                         CONTACTO                         
Cuadro de texto:               INICIO                        GUIA                        REPORTAJES                        ENLACES                         CONTACTO                         
CLASICOS y
DEPORTIVOS

     

 

 

              1€